Blog Detail

Julio Aro y la Fundación No Me Olvides en Junin

20 Jun 18
Alberto Mena
No Comments

El excombatiente de Malvinas participó del proceso de identificación de los soldados caídos junto a Geoffrey Cardozo, el británico que reunió los cuerpos y se encargó de la construcción del cementerio. En 2008 creó la Fundación No Me Olvides, y fue postulado por la Universidad Nacional de Mar del Plata para el premio Nobel de la Paz. Estuvo en Junín y fue recibido en por el Centro de Veteranos de Malvinas de Junín y el gremio SMATA.

 

Reconocido por ser impulsor del proyecto de identificación de los soldados argentinos caídos en Malvinas, enterrados en Puerto Darwin, Julio Aro, ex combatiente marplatense, logró darle nombre y apellido a 90 sepulturas.

Aro impulsa la fundación “No me olvides”, institución conformada por madres y padres de soldados caídos, hijos de excombatientes, militares, veteranos y civiles, que busca mejorar la calidad de vida de las personas que padecen trastornos físicos o psíquicos, o estrés post traumático originados tras haber vivenciado distintas situaciones violentas, y la de sus grupos familiares.

En una visita a Junín, donde recorrió distintas instituciones, el ex combatiente dialogó con SEMANARIO y ahondó sobre la fundación que ya lleva una década de actividad constante y el trabajo en la identificación de sus compañeros, en memoria de cada uno de ellos y de sus familiares.

La fundación surge en 2008, tras un viaje de Aro y otros ex combatientes a Londres, donde visitan a Geoffrey Cardozo, un ex soldado británico, quien les entrega un sobre de papel madera. Al regresar a la Argentina, buscan amigos que sepan inglés para que los ayuden con la traducción de la información brindada por Geoffrey y descubren que tenían en sus manos datos de todos los cadáveres que habían sido inhumados en Malvinas y de la minuciosa tarea que había realizado el inglés 26 años antes.

Unos meses previos a esa visita a Londres, Aro viaja a Malvinas, el 2 de abril del 2008, y lo conmueve que en la mayoría de las sepulturas apareciese una placa fría con la siguiente frese: “Soldado argentino sólo conocido por Dios”.

“Cuando pisé el cementerio en Malvinas fue muy fuerte estar sólo ahí, y lo que pude decir fue ‘acá estoy, no me olvido de ustedes’, de ahí salió el nombre para no olvidarse de lo vivido y estar delante de tus compañeros que dieron la vida por vos, que son tus héroes, volver a repetir ‘No me olvido, acá estoy’, es maravilloso”, aseguró Julio muy emocionado.

Esa información del ex combatiente británico no hizo más que darle esperanzas a Julio y lo alentó para que esa frase impresa en las placas, fuese reemplazada con cada nombre propio para que los padres y familiares de los caídos sepan dónde están sus correspondientes tumbas. “Teníamos la necesidad de devolverle la identidad a nuestros compañeros”, expresó.

Para el desarrollo del proyecto sobre la identificación de los cuerpos se tuvo que dar forma a una fundación. Así nació “No me olvides”, en la cual confluyen padres, madres y compañeros, unidos por una misma causa. “Nos juntamos todos los meses, seguimos movilizando y aportando. Muchos padres se sienten vivos, por más que sus hijos hayan fallecido, hoy pasa a ser inmortal con un montón de actividades, para siempre tener en alza la memoria de los compañeros”, afirmó su fundador.

“Está fundación es una máquina de ayudar a los demás, de solidaridad, de pensar en el prójimo donde no se usa el yo cuando hablamos sino un nosotros, que intentamos sumar y multiplicar. El logotipo, que es algo especial, más allá de la flor no me olvides, es un semi círculo que no está cerrado y eso implica que cualquier persona pueda ser parte de la fundación: hay madres, padres, civiles, militares, veteranos, todo el mundo puede ser parte. Sumamos y multiplicamos por el otro; los signos de restar y dividir, en nuestra calculadora no están, desaparecieron”, detalló Aro en relación a la participación de las personas en la fundación.

La necesidad de Aro de fundar No me olvides, lo llevó a buscar apoyo en todas aquellas personas que estuvieron siempre a su lado. “Contacté una por una a esas personas que siempre me ayudaron, como Miguel, que no es veterano, pero siempre estuvo y nos apoyó. Junté a todos en una casa de un amigo y les expliqué el motivo por el cual los había convocado, les expuse el proyecto y estuvieron todos de acuerdo”, puntualizó.

El sustento económico de la fundación llega a través de colaboraciones, y está bancarizado. “En este momento tenemos cuarenta mil pesos y lo vamos a destinar para Elma Pedrozo, una mamá que viajará a Malvinas”, ejemplificó Aro.

“Todo lo que se junta es para los viajes a Malvinas; los seis excombatientes que integramos la fundación decidimos poner plata de nuestros bolsillos incluso, para que viajen familiares y personas que sienten la causa”, apuntó el ex combatiente.

“Cada uno colabora de una manera distinta, si bien las reuniones son abiertas, no superan las veinte personas porque no pueden ir. Pero siempre nos comunicamos para las actividades y tenemos un montón de corazones y voluntades para ayudar”, agregó.

Héroe corriente

El documental “Héroe corriente”, dirigido por Miguel Monforte, con una producción independiente realizado en Mar del Plata, tiene una duración de 82 minutos y trata sobre la enorme tarea encarada por el ex soldado Julio Aro para devolver la identidad a los caídos en la contienda bélica de 1982 que permanecen enterrados en las islas como NN.

La acción humanitaria de Julio Aro genera una gran esperanza en las madres, padres y hermanos de los soldados caídos, que esperan finalmente poder cerrar sus duelos con la identificación de los restos de sus familiares.

Además, el largometraje invita a reflexionar sobre los sentimientos contradictorios que provoca, aún hoy, el tema Malvinas, el valor que palabras como patria, soberanía o nación tienen en diferentes contextos o la capacidad de transformar el dolor en energía creativa.

Merece mención resaltar que la tarea de Julio Aro es tomada como causa nacional y tiene trascendencia internacional, involucrando a los gobiernos de Argentina, el Reino Unido de Gran Bretaña, la ONU y la Cruz Roja Internacional.

FUENTE: semanariodejunin.com.ar

Compartí

0
Shares

Leave A Comment