Noticias

La cerveza “malvinera” que se convirtió en un símbolo de paz: se hace en Mar del Plata y tiene un fin solidario

15 Feb 21
Alberto Mena
Aún no hay comentarios

Se elabora con malta argentina y británica por partes iguales. Y lo que se recauda se destina a la fundación que identifica las tumbas de los soldados enterrados en las islas.

15/02/2021

Por Guillermo Villareal

En Mar del Plata crearon una cerveza «malvinera», que tiene detrás la historia de la búsqueda de un símbolo de paz.

De pie junto a «esta placa negra y fea» sobre la que hay apoyada una rosa trabajada en metal bélico recogido en las Islas Malvinas, Julio Aro, ex combatiente nominado al premio Nobel de la Paz, celebra y agradece «a todos los apasionados por no dejar morir la causa».

La placa es de granito y en su superficie se puede leer: «Soldado argentino. Solo conocido por Dios». Aro, con la fundación que preside, consiguió reemplazar 115 de las 122 placas del cementerio de Darwin por otras que ahora llevan los nombres de los soldados argentinos sepultados allí a partir de la identificación de cada uno de ellos.

Fue a partir de unas de esas historias, la de la identificación del cuerpo del soldado Gabino Ruiz Díaz, y la de su mamá, Elma Peloso, que finalmente pudo viajar a Malvinas y por primera vez visitar la tumba de su hijo, que la Cámara de Cerveceros Artesanales de Mar del Plata supo del trabajo de la Fundación No me Olvides.

Así nació «No me olvides», una cerveza «malvinera», como la definieron, elaborada con agua de Mar del Plata, pétalos de flores nomeolvides en la maceración, miel bonaerense y maltas argentina y británica por partes iguales. Lo que se recauda por su venta se destina a la fundación.

En Mar del Plata crearon una cerveza «malvinera», que tiene detrás la historia de la búsqueda de un símbolo de paz.

«Una receta pensada para sostener la memoria de los héroes y acercar a los pueblos», sintetizaron los cerveceros en la voz de Leo Ferrari, uno de los propietarios de Antares, una las fábricas -la otra fue Cheverry- donde se cocinó «No me olvides». 

A la cámara llegó Aro contando la historia de Elma Peloso «y como los sueños que se cuentan se comparten, mucha gente se puso manos a la obra», entonces decidieron hacer una cerveza para ayudar a la fundación. La cocción fue en marzo, luego la pandemia lo paralizó todo; recién en este febrero pudieron presentarla. 

«Pero lo más importante es el espíritu que la fundación despertó en los que escucharon su historia, y la cámara salió en búsqueda de bienhechores: Boortmalt aportó la malta argentina y Krieg importadora la malta inglesa; el Vivero Antoniucci dispuso las flores nomeolvides y la cooperativa apícola Qualitas proporcionó 100 kilos de miel.

El resultado, una lograda honey que hace días se despacha en las cervecerías de Mar del Plata. En la presentación, la fundación recibió un cheque por lo recaudado en los primeros días. 

En Mar del Plata crearon una cerveza "malvinera", que tiene detrás la historia de la búsqueda de un símbolo de paz.

En Mar del Plata crearon una cerveza «malvinera», que tiene detrás la historia de la búsqueda de un símbolo de paz.

Alli, el ex combatiente nominado a Nobel de la Paz, junto a Geoffrey Cardoso, un soldado británico con el que inició la campaña para identificar los cuerpos en Malvinas, labor que llevó adelante el Equipo Argentino de Antropología Forense, explica el sentido de la rosa que exhibe en sus manos.

«Tiene sus espinas, como corresponde, y está hecha con material bélico argentino e inglés. Demuestra que todo lo que mata, todo lo que destruye, se puede transformar en algo tan lindo como esta flor. Es lo que queremos tener en nuestra fundación, en nuestras manos, olor a rosa, no a pólvora, y siempre tratar de ayudar a quien sea», sostuvo Aro: «Vamos por las 7 placas que nos faltan», agregó.

FUENTE: clarin.com

Compartí

0
Shares

Gracias por el apoyo:

Recibí toda la info por Whatsapp