Noticias

Superar las adversidades: tuvo un accidente tras el que le dieron minutos de vida, pero sobrevivió y cruzó fronteras

31 Ago 21
Alberto Mena
Aún no hay comentarios

28 de agosto de 2021 – 13:03

Santiago Gutiérrez nació en Villa Carlos Paz en 1976. Es nadador, triatlonista y amante del deporte. En 2012 sufrió un accidente automovilístico, tras el que le dieron minutos de vida. El siniestro vial lo dejó sin poder caminar. Pero, pese a las adversidades, Santiago pudo volver a a nadar. Porque no solo sobrevivió a esa fatalidad, sino que redobló la apuesta y logró lo impensado: decenas de travesías a nado, que incluyen cruces de ríos, como el Bermejo y el Paraná Guazú y el lago Titicaca; y otras tantas en handbike (bicicleta a mano). Ahora va por más y quiere atravesar tres fronteras en bici. Sin embargo, necesita ayuda y apela a la solidaridad para concretarlo.

Santiago, que es martillero público y se desempeñó como guardavida de los 17 a los 36 años, tiene un sinfín de historias de superación y aprendizaje para contar. En diálogo con Rosario Nuestro relata su experiencia con la muerte. Dice que vio «los demonios», esos negros que aparecen en las películas, empecinados en llevarlo. «Los médicos les decían a mis familiares ‘ustedes lo ven ahora reírse y hablar pero esta cuestión de minutos'», escuchó ese día de noviembre. Esos minutos se convirtieron en años, algunos más difíciles que otros, y perduran hasta hoy.

 

Después de que los médicos le dijeran que no podría volver a caminar, se aferró a su fe y decidió que nada estaba terminado para él. Quería volver a nadar y hacer deporte. Y a fuerza de perseverancia y positividad así lo hizo. En 2015 falleció su madre, a quien define como su «gran apoyo y un ángel» que siempre lo cuidó. Antes de partir, su mamá le pidió que siga adelante en su camino, «que lo haga bien».

En 2017 cruzó a nado el canal Beagle, uniendo Chile con Argentina sin usar protección térmica.

Más adelante, nadó 5 kilómetros en el río Paraná Guazú, entre Paraguay y Argentina. En es travesía transitó una tormenta, que, otra vez, puso a prueba su entereza mental.

También hizo lo propio en el Bermejo, linkeando Bolivia con Argentina en 500 metros. Luego, en septiembre, cruzó el río Uruguay entre Argentina y Brasil. El 2018 lo cerró con dos hitos en su trayectoria, siempre rompiendo límites: atravesó el estrecho de Tiquina entre San Pedro y San Pablo, lago Titicaca, Bolivia y, en otra aventura, la bahía Yunguyo, unificando Perú con Bolivia en el lago Titicaca.

En febrero de 2020 de se subió a su handbike y cruzó la Cordillera de los Andes, uniendo Argentina con Chile por el paso del Cristo Redentor. Pero nada es suficiente para este cordobés. Gutiérrez busca atravesar tres fronteras en una bici especial que les están construyendo. Al plan lo bautizó «La Ruta Nos Une» y necesita un empujoncito económico para que se haga realidad.

Proyecto La Ruta Nos Une

La iniciativa toma como punto de partida la ciudad de Villazón en Bolivia, entrando a Argentina por La Quiaca para desde allí desandar la Ruta Nacional 40 hasta el kilómetro 0, todo en bici. «Pasando por todas las provincias en el total del trazado, son 11, más un tramo de la ruta 255 y otro de 257 de Chile, volviendo a la Ruta Nacional 3 para llegar a Ushuaia esta última en la provincia 12 del recorrido. Pasando además por más de 20 parques nacionales, tres ecorregiones Puna, Cuyo y Patagonia, el paso de montaña en ruta nacional más alto del mundo el Abra del Acay», explica Santiago en un texto que viralizó acerca del recorrido.

En la actualidad gestiona con la Cancillería Argentina los permisos deportivos correspondientes, y la declaración de Interés Regional, dado que el proyecto incluye a tres países limítrofes. Para eso cuenta con el apoyo de la Fundación No me Olvides, dirigida por Julio Aro, veterano de Malvinas, encargado de iniciar el proceso de reconocimiento de los caídos en la guerra.

De ahí que busca fondos para conseguir con éxito la travesía. Es indispensable para hacerlo contar con una camioneta de apoyo, además de dinero para afrontar gastos muy básicos pero importantes, como combustible, alojamientos y viáticos; repuestos, tanto para la bicicleta normal como también para la adaptada, cubiertas, etcétera.

Los interesados en colaborar pueden hacerlo a través de transferencia a la cuenta caja de ahorro 5521070514. CBU: 0110552030055210705147.

0000003100005766940322 Mercado Pago. santinumerouno (alias de Mercado Pago).

Más info en @santinumerouno en Instagram.

FUENTE: rosarionuestro.com

Compartí

0
Shares

Gracias por el apoyo:

Recibí toda la info por Whatsapp